LA GUÍA DIGITAL DEL ARTE ROMÁNICO

Webmaster: A. García Omedes - Huesca (España)

 

| Presentación | Novedades | Mapa del Sitio | Mapas Activos | Opinión | Castillos XI-XIII | Rutas Románicas | Monográficos | Otras Regiones

Enlaces | Bibliografía | Diccionario | Distinciones | Premio Romanico Aragonés | Fondos de Escritorio | Inicio |

 

-REVILLA DE SANTULLÁN: SAN CIPRIANO-

 

UTM 30T 394427 4749436 1007 m.

(PALENCIA)

VER MAPA INTERACTIVO


Revilla de Santullán se halla al norte de la provincia de Palencia, en ese zona donde la confluencia con Palencia y Burgos son una explosión de arte románico. La localidad de halla al norte de Aguilar de Campoo, fenomenalmente ubicada a efectos de visitar la zona. Trece kilómetros separan ambas localidades y de camino pasamos por Matalbaniega y Cillamayor. La iglesia dedicada a San Cornelio y a San Cipriano es la parroquial del pueblo. Es Monumento Histórico Artístico desde 1993. Las noticias documentadas más antiguas se remontan a 1285 cuando Sancho IV cedió la iglesia al monasterio de Santa María la Real. El año pasado me quedé con las ganas de visitarla porque había obras de restauración. Pero este verano de 2006 pude saludar al Maestro Miguel que desde su sitial de convidado de piedra a la Última Cena, nos mira con descaro.

1VISTA DEL TEMPLO DESDE EL SUR2VISTA SURESTE

Se trata de un templo de nave única, orientado, que mide aproximadamente diecinueve por nueve y medio metros, con sus volúmenes perfectamente marcados. La cabecera consta de cilindro absidal y presbiterio. Dos contrafuertes prismáticos que no alcanzan la cornisa, enmarcan el ventanal central, amplio en hechuras pero aspillerado en su luz (Imagen 7).

3VISTA FRONTAL DE LA CABECERA4VISTA NOROESTE. HASTIAL Y ESPADAÑA5VISTA NORESTE

Y por atrás, la nave, edificada como todo el templo en buena piedra sillar bien escuadrada y ajustada. Sobre el hastial de poniente se eleva una espadaña de dos ojos que luce columnillas, capiteles y un par de canecillos a los lados de los capiteles del parteluz (Imagen 9). Las cornisas, tanto de la nave como de la cabecera, están sustentadas por una colección de canecillos esculpidos con motivos diversos donde no faltan exhibicionistas ni onanistas, un poco al estilo del no lejano sitio de Matalbaniega, templo con el que guarda algunos parecidos (Imágenes 10 a 12).

6CAPITEL VENTANAL ABSIDAL7VENTANAL ABSIDAL8CAPITEL VENTANAL ABSIDAL9ESPADAÑA BÍFORA Y SU DECORACIÓN

10CANECILLOS DE JUGLARES Y CONTORSIONISTA11EXHIBICIONISTAS12ONANISTA

La fachada sur, la más interesante del templo está oculta por un porche añadido delante de la misma. Edificado en piedra, la oculta a la vez que la ha preservado hasta nuestros días. Por encima del citado porche vemos asomar los canecillos del tejaroz del cuerpo adelantado que contiene la portada (Imagen 1). Ésta, magnífica y bien conservada queda tras el pórtico pétreo al que se ha añadido un tragaluz sobre la misma para permitir el paso de luz y su iluminación (Imagen 13). Mejor hubiera sido proveer al lado sur del pórtico añadido una amplia verja que permitiera a su través la contemplación de la portada sin tener que molestar a la persona que guarda las llaves. Algo parecido a lo que se ha hecho en San Miguel de Estella.

13PORTADA SUR TRAS EL PÓRTICO AÑADIDO14PORCIÓN CENTRAL DE LA ARQUIVOLTA DE LA ÚLTIMA CENA

La bella y bien conservada portada se compone de seis arquivoltas abocinadas y ligeramente apuntadas. Se decoran con gruesos "zig-zag", baquetones y una representación de la Última Cena en la arquivolta anterior a la que conforma el vano. En ella hay catorce personajes situados bajo arquillos de medio punto con aspecto de "respaldos" apeados sobre columnillas retorcidas con sus respectivos capiteles. Y por encima una especie de ciudad torreada contínua.

15DETALLE DE LAS ARQUIVOLTAS16COMITENTE Y APÓSTOLES17APÓSTOLES -BARTOLOMÉ-18APÓSTOL Y MAESTRO MIGUEL

Los apóstoles se sitúan tras dos mesas corridas con manteles en los que resaltan sus pliegues. Seis a cada lado del Maestro. Todos hieráticos, mirando al infinito, sin movilidad alguna, repetitivos. Algunos muestran los extremos desnudos de sus pies bajo el mantel. Otros van calzados. Sobre la mesa panes redondos, cuencos, platos e los que se reconocen peces más grandes que los mismos platos. El tercero por nuestra derecha se identifica por la inscripción sobre su arquillo: San Bartolomé (Imagen 17). También San Pedro, el segundo a nuestra izquierda, desde Cristo, por sus llaves. Cristo se halla en la clave, centrando la escena. No hay mesa ante Él. Va descalzo. No posee nimbo crucífero y se halla en actitud de bendecir. Hay otros dos personajes que tampoco se hallan tras mesa alguna. Se sitúan en ambos extremos de la arquivolta. A nuestra izquierda un personaje sostiene un libro. Su ropaje difiere del empleado por los Apóstoles que se representó por sencillos pliegues verticales. El personaje en cuestión luce una gorguera adornada y una vestimenta más elaborada (Imagen 16). Quizá sea la representación del comitente de la edificación del templo. También el apóstol situado a su lado luce vestimenta más rica que el resto. Y escribe en un libro de cuentas. Probablemente sea Judas. Y al extremo opuesto de la arquivolta, con atuendo "apostólico" ni más ni menos que el escultor de la escena que se incluyó en la misma (Imagen 18)


 

Páginas consultadas:

Ver mis estadísticas